Al pertenecer a una familia católica, pasé por esa etapa donde le preguntas a tus padres qué pasa cuando te mueres y ellos te cuentan aquello del cielo y como es que todos los que han fallecido están allí muy felices echando los brollos con Dios, jugando Xbox y tripeándose el concierto de Celia Cruz. Para la época, no tenía una mente muy racional y no solía cuestionar las cosas, así que tomaba como hecho la religión que estaban tratando de imponerme.

 

Era de esos que iba a la iglesia los domingos porque no le quedaba de otra, y al escuchar al sacerdote tenía la sensación de que estaba en medio de un culto, y uno bien aburrido. Todas las noches me ponían a rezar, sobre todo mi tía, quien es muy religiosa, llegando al punto donde le da un ataque cardíaco si trancas la puerta de tu cuarto porque eso “no está en la Palabra de Dios”, por lo tanto no se debe hacer. Rezaba, “hablaba” con Dios y le pedía cosas que nunca se hacían realidad, incluso cuando la misma biblia dice que Él responde absolutamente todas las oraciones. El asunto de la religión me parecía dudoso desde las primeras veces que me hablaban de ella, pero no lo pensaba mucho.

 

Mi búsqueda por la verdad no empezó hasta que inicié catecismo. Me iba caminando hasta la iglesia y junto a otros chamos me sentaba por horas a escuchar a esta señora leer la biblia y explicar muchas cosas que no terminaban de tener sentido para mí. Nunca he sido una persona de fe, pero siempre he estado del lado de la ciencia. Sin embargo, esta señora contaba numerosas historias que, bajo pensamiento lógico, no podían ser reales. No había evidencia alguna para respaldarlas ¿y se supone que solo debo tener fe y no cuestionar nada? No lo creo. Me salí a la semanas y nunca hice la primera comunión. Ahí fue cuando finalmente renuncié a la religión.

 

Siempre me preguntaba ¿que tal si todo lo que me han hecho creer a través de los años resulta ser mentira? ¿Dónde quedará toda esta historia si nuestra civilización se extingue y no hay nadie que pase la información? ¿Que tal si todos han perdido el tiempo con sus oraciones? Si Dios de verdad respondiera nuestras oraciones, el mundo no sería un lugar tan caótico. Grandes tragedias no ocurrirían. Algunos de mis familiares no hubiesen muerto de cáncer. Venezuela no estuviera como está ahorita. Muchos, por supuesto, sacarán aquella frase “Dios sabe por qué hace las cosas”, la cual es sumamente estúpida. “Me robaron el celular el cual pasé 3 meses ahorrando”, “Dios sabe por qué hace las cosas”, “mataron a un hombre por robarle el carro”, “Dios sabe por qué hace las cosas”, ¿en serio? “Violaron a mi hija”, “ese es parte del plan de Dios”, ese debe ser un Dios bien coño ‘e madre entonces. Hace poco veía una serie cuya trama se desenvuelve alrededor de la muerte del hijo de la protagonista. En una conversación con el sacerdote, la madre del niño le pregunta por qué se han llevado a su hijo y este le responde “Dios suele llevarse primero a los que más ama”, y exploté de la risa. Un Dios tan lleno de amor y se va a llevar a un niño de 11 años el cual murió estrangulado, dejando a una familia devastada. Excelente ese plan de Dios. En mi opinión, es porque no hay un Dios. Es la naturaleza equilibrándose.

 

Mucha gente está convencida de que el Titanic se hundió porque “retaron a Dios”. Y en general muchos te dicen que retar a Dios es algo bastante peligroso. Recordemos aquella escena donde el creador del barco dijo que “ni Dios lo podía hundir” y supongamos por un momento que esto es cierto. Dios hundió el Titanic porque fue retado. ¿Aquellos que no dijeron esa frase también merecían morir? Aquellos que estaban a punto de morir y no lograron salir con vida ¿sus oraciones fueron en vano? Se supone que Dios nos ama ¿se arrechó tanto que decidió matar a más de 1500 personas? ¿Ese era parte de su plan? Que maldad.

 

Algunas partes de la biblia y quedé asombrado de la cantidad de contradicciones, pero vamos a las más controversiales. Examinemos por un momento Levítico 20:10.

 

“Si un hombre comete adulterio con la mujer de otro hombre, (que cometa adulterio con la mujer de su prójimo), el adúltero y la adúltera ciertamente han de morir.”

 

¿Donde quedó el “Dios te ama”? Porque según esto, tenemos que salir a la calle y empezar a matar a todos los que pegaron cacho. Y esa gente ya se ganó un pasaje al infierno.

 

Luego se ve en Levítico 20:13

 

Y cualquiera que tuviere ayuntamiento con varón como con mujer, abominación hicieron: entrambos han de ser muertos; sobre ellos será su sangre.”

 

Según esto, entonces los ataques neonazis que están haciendo en Rusia hacia los homosexuales están completamente justificados. Pero por otro lado nos dicen “No matarás”, pero bueno ¿y entonces?. Y si mi hijo sale gay, a ese muchacho tenemos que matarlo. Pero ¿por qué Dios lo hizo gay en primer lugar? ¿Su plan era que naciera gay y luego lo mataran? Todo es muy cuestionable.

 

Hace tiempo discutía con mi madre sobre este tema tan delicado, pero hablo de estas cosas porque me gusta el debate. Ella está absolutamente convencida de que la historia de Jesucristo es real, yo por otra parte le explicaba la teoría del Big Bang, y como ya existía evidencia para respaldarla. Pero se negaba a considerar la posibilidad, y creo que ese es el problema con la mayoría. Están tan inmersos en esta fantasía y necesitan de alguien a quien echarle la culpa de todas las tragedias en su vida, que no sabrían que hacer sin Él. Y yo entiendo eso, en serio, y lo respeto pero no estoy de acuerdo. Le explicaba también como en la antigua roma tenían otros dioses y le presentaba la teoría de que si alguna vez esta civilización llegara a su fin, vendrá otra con un nuevo Dios y nuevas creencias. Si ella, por un momento, dejara esas creencias a un lado y pensara racionalmente, se daría cuenta de todas las inconsistencias y contradicciones presentadas en la biblia, pero no es nada fácil. Me cuenta que ha rezado por mí, y algunas veces ha logrado cosas porque “se lo pidió mucho a Dios”, pero no es más que una casualidad. ¿Qué hay con todas las veces que le pidió algo y no se le cumplió? ¿Por qué no le pide que cure mi epilepsia? Estoy seguro que lo ha hecho, y para Dios nada es imposible, Él hace milagros. Pero eso nunca va a pasar, y yo sigo con mi enfermedad, dependiendo de un medicamento para controlarla.

 

Alguien me preguntó una vez si creía en Dios, yo le respondí que creía en el monstruo espagueti volador y se cagó de la risa. ¿Pero cuál es la diferencia? Ambas son historias con falta de evidencia, así como a él le puede parecer una locura total que yo crea en el monstruo espagueti volador, a mi me parece una locura que él crea en Dios. ¿Qué te hace pensar que la tuya es verdadera y la mía es falsa? ¿Que la tuya tiene un libro que ni siquiera escribió el mismo Jesucristo? No me parece un argumento válido. Lo que muchos tienen que entender es que no todos necesitan a Dios para que su vida se sienta completa.

COMPARTE ESTE POST
  •  
  •  
  •  
  •  
  •